¿Te atreves a probar un masaje erótico con los ojos vendados?

En los últimos años se ha puesto cada vez más de moda probar a hacer cosas con los ojos vendados para que se agudicen el resto de sentidos y la experiencia sea máxima. Es el caso, por ejemplo, de la gastronomía, donde se comen platos gourmet sin verlos para que la explosión de sabor en la boca sea mayor. Pero, ¿qué pasa si nos llevamos esta técnica a los masajes eróticos?

El sentido de la vista condiciona lo que esperamos, lo que sentimos e, incluso, lo que queremos, y en el caso de un masaje erótico, el prescindir de la vista aporta un extra muy potente de misterio mezclado con erotismo. En Shiva Tantra ofrecemos un masaje apto únicamente para los más atrevidos donde te tendrás que dejar guiar por la masajista y lo que perciban el resto de tus sentidos. ¿Te atreves a probar el Masaje Sensaciones?

Este masaje erótico comienza, por supuesto, vendando los ojos para que desde el principio el resto de sentidos estén alerta. La masajista te dará un masaje con aceite caliente que acabará con un masaje cuerpo a cuerpo para experimentar un juego de sensaciones intensas de frío y calor que activará todas tus zonas erógenas. Además, te dará a probar diferentes sabores directamente de su boca para llevarte a lo más alto, para que cuando por fin te descubras los ojos la sorpresa sea inolvidable.

Eso sí, como todos los masajes eróticos, no olvides disfrutar al máximo de cada momento y no dudes en decirle a la masajista lo que necesites. Relájate y deja que ella se ocupe de hacerte pasar un rato de lo más placentero.